Salón de Arte Joven Nikkei

FOTOS | VI Salón de Arte Joven Nikkei: “Memorias, paisajes y utopías en transformación” se presenta en el Centro Cultural Peruano Japonés

La Asociación Peruano Japonesa (APJ) inauguró la sexta edición del Salón de Arte Joven Nikkei, que irá hasta el 30 de noviembre en dos espacios del Centro Cultural Peruano Japonés: la Galería de Arte Ryoichi Jinnai y el Hall de Exposiciones. El ingreso es libre.

En esta muestra colectiva participan 11 artistas: Akemi Yagui Kaqui, Akira Wong Sato, Carlos Ladines Ijiri, Marco Villanueva Imafuku, Masaki Gaja Higa (Mazeik), Masaru Handa Salas, Narumi Ogusuku Higa, Paola Matayoshi Agustí, Sofia Nakasone Arakaki, Valeria Kohatsu Salguero y Wendy Terukina Nakatahara, quienes a través diversos medios, soportes y lenguajes, reflexionan sobre su identidad, los procesos de cambio y sus experiencias.

Provenientes de estudios y experiencias que van desde el diseño industrial, la ingeniería forestal, las artes plásticas, el diseño gráfico, la escultura y la comunicación audiovisual, los expositores han transitado más allá de su formación académica para decantarse por una sensibilidad que les ha permitido explorar en soportes como fotografías, instalaciones, piezas escultóricas, videos documentales, ilustraciones, etc.

Akemi Yagui, diseñadora industrial, presenta una instalación (“Vestimenta”), con una interpretación del kimono japonés a través de la técnica del plegado; en tanto que el artista plástico Carlos Ladines recrea escenas del distrito de Los Olivos en nueve pinturas (“Entre lo extraño y lo cotidiano”), que tienen elementos japoneses.

Akira Wong y Paola Matayoshi, ambos ingenieros forestales, encontraron en la fotografía analógica y digital una herramienta para indagar en su identidad nikkei. Akira presenta una serie de retratos, y Paola apela a la clorotipia y la impresión en papel fotográfico para dar cuenta del paso del tiempo.

“¡Bajen, ya hay gohan!” es la fotografía de gran formato que Marco Villanueva exhibe, y que muestra un retrato de su madre en la cocina, preparando la comida familiar. El diseñador gráfico Masaki Gaja muestra en sus obras engranajes que remiten tanto a imaginarios como a recuerdos; y Masaru Handa, escultor cusqueño, propone en “Simbiosis milenaria” al tatuaje como forma de remarcar la identidad de un grupo social.

Desde lo audiovisual, Narumi Ogusuku, comunicadora nacida en Japón, presenta “Ubicua”, documental autobiográfico en el que reconstruye lo que fue sentirse extranjera en dicho país; y Wendy Terukina muestra una animación digital en 2D que, a manera de un caleidoscopio, da a conocer fragmentos de sus memorias.

Valeria Kohatsu toma un espacio de la galería para presentar “Memorias plásticas” a través de mobiliario, objetos e ilustraciones en los que apela a la nostalgia en un escenario lleno de recuerdos intervenidos; y Sofia Nakasone, artista visual y arquitecta, recuerda su paso por la práctica del odori (danza japonesa) expresado en una instalación de piezas de madera sobre tabladillo, con un mecanismo de transmisión de movimiento.

Para el curador Juan Peralta, el concepto del sexto salón (“Memorias, paisajes y utopías en transformación”) se relaciona perfectamente con la comunidad nikkei por su esencia misma referida a la experiencia migratoria con la que inició un largo proceso de adaptaciones y simbiosis, confrontaciones y choques direccionados hacia los ámbitos socioculturales, materiales e intangibles, que han ido desplazándose hacia la esfera de lo biológico y de mestizaje, generándose lo que hoy definimos como “diversidad cultural”.

Haroldo Higa, coordinador del salón, destaca por su parte que la experiencia del salón a lo largo de cada edición, con 65 artistas a la fecha, ha logrado “un fuerte impacto en la integración de nuestra identidad nikkei inscrita en el imaginario de nuestra diversa y rica peruanidad”.

La muestra recoge diversas inquietudes reflexivas, desde el sentido del cuerpo como constructo en su relación con lo material; el vestido o el traje como elemento de referencia cultural y de cuerpo, que se desmaterializa para adquirir una carga poética, a la que se une el tatuaje como medio de identidad colectiva de grupo o familia.

Asimismo, el objeto como dispositivo de reconocimiento y memoria; la familia como medio de cohesión y referencia, espacio temporal; el paisaje, la danza como práctica colectiva; la identidad múltiple reflexionada desde la referencia geográfica y cultural; la hibridación cultural expresada desde la simbiosis de la imagen como proceso de mestizaje y otros temas que se entrecruzan, como el mito, la espiritualidad, la cocina, etc.

Datos

VI Salón de Arte Joven Nikkei
  • Fecha: Del 13 de octubre al 30 de noviembre de 2022
  • Horario: De martes a domingo de 10:00 a. m. a 1:00 p. m. y de 2:00 p. m. a 8:00 p. m.
  • Lugar: Galería de Arte Ryoichi Jinnai y Hall de Exposiciones del Centro Cultural Peruano Japonés (Av. Gregorio Escobedo 803, Res. San Felipe, Jesús María)
  • Ingreso libre, capacidad limitada

Deja un comentario:

Loading Disqus Comments ...